24 ene. 2010

COMUNICADO DE PRENSA de Asamblea popular

Montevideo 21 de Enero de 2010

Frente a la trágica situación por la que atraviesa el hermano pueblo haitiano,
el Coordinador Nacional de la Asamblea Popular pone en conocimiento
de la opinión pública y el pueblo en general las siguientes consideraciones
1- El devastador movimiento sísmico que arrasó Haití tuvo
lugar en uno de los países más pobres del mundo y el más pobre de continente.
El 80 % de su población vive por debajo de la línea de pobreza,
70% de los trabajadores sobreviven con menos de 2 dólares diarios y 56% los
hace con menos de un dólar diario. Solo el 30 % de la población tiene acceso a la red
pública de salud, la expectativa de vida de los haitianos no supera los 50 años.
Conseguir un poco de agua potable constituye una verdadera proeza para la
inmensa mayoría de los haitianos.
Esta penosa e indignante realidad no es el producto de los designios de la naturaleza
sino el resultado de más de dos siglos de intensa explotación imperialista con
la intervención de varias potencias, en particular Francia y Estados Unidos.
El imperialismo rapaz y sanguinario ubicó a Haití en la división internacional
del trabajo como oferente de mano de obra barata y como terreno para la
realización de sus ensayos de explotación.
Esta situación se vio agravada a partir del año 2004 en donde el imperialismo yanqui
interviene militarmente para derrocar al presidente electo Jean Bertrán Arístides y luego
procede a entregar el control a los cascos azules de la ONU que operan a su servicio.
2- Haití fue la primera república independiente del continente latinoamericano,
realizando la primera revolución anti esclavista victoriosa en la historia
de la humanidad en 1804.
Desde Haití se brindó cobertura, casas, hombres y armas a la gesta libertaria de
Simón Bolívar.
Los pueblos de Latinoamérica tenemos una histórica deuda internacionalista con
el pueblo haitiano.
3- El terremoto que destrozó Puerto Príncipe, la capital del país, dejando el triste
saldo de más de 200.000 muertos, cientos de miles de heridos e irreparables
pérdidas materiales deja al desnudo con incontrastable elocuencia el carácter
criminal y cínico del imperialismo.
Al tiempo que los gobiernos del mundo “desarrollado” despilfarraron más de
25 billones de dólares para asistir bancos durante la actual crisis, hoy ofrecen la
limosna de 145 millones de dólares para Haití.
En 5 años de ocupación la ONU gastó 3.500 millones de dólares para
someter a un pueblo hambriento.
Este es el verdadero rostro del capitalismo, hambre, miseria y destrucción para la inmensa
mayoría y lujo, posesión y consumo para una ínfima minoría.
4- El imperialismo norteamericano aprovecha la tragedia para recolonizar definitivamente
Haití y apoderarse de un enclave geo político estratégico por su proximidad con
Cuba y Venezuela.
Se instaló la base militar yanqui más grande del mundo con 13.000 marines,
buques de guerra y portaaviones de última generación, del total de los efectivos yanquis
desplegados en la isla, 2.200 pertenecen a las tropas de asalto de los fusileros navales,
la más temible división del ejército de los Estados Unidos.
Los yanquis controlan el aeropuerto, las comunicaciones, el ingreso de ayuda
humanitaria y el palacio de gobierno.
Ya circulan por el mundo denuncias acerca de la desviación de la ayuda humanitaria,
la represión y el asesinato indiscriminado por parte de los marines.
Constituye un compromiso ineludible desarrollar todas las acciones de solidaridad
internacional exigiendo el inmediato retiro de las tropas yanquis de Haití.
5- El gobierno uruguayo confirmando su carácter pro imperialista continúa
enviando tropas de ocupación a Haití. Esta actitud ubica al gobierno progresista
como un peón del imperialismo yanqui.
Las tropas uruguayas han participado en violentas represiones contra
organizaciones populares haitianas.
Desde nuestra fuerza política fiel a la rica tradición de la izquierda uruguaya en lo
referente al respeto al derecho autodeterminación de los pueblos y consecuentes
con nuestras definiciones antiimperialistas nos hemos opuesto militantemente a
esta conducta servil del gobierno de Vázquez, Astori, Mujica y el resto.
En esta hora trágica que le toca vivir al hermano pueblo haitiano emplazamos al
gobierno uruguayo a proceder de inmediato al retiro de las tropas y en su lugar
siguiendo el digno ejemplo de Cuba y Venezuela enviar con urgencia médicos, maestros,
equipos multidisciplinarios de técnicos y alimentos.
Reafirmamos nuestro inquebrantable compromiso de lucha por el retiro de las
tropas de Haití y expresamos nuestro más firme compromiso solidario con la clase
trabajadora y el pueblo de ese sufrido país.
6- Finalmente, y en función de las consideraciones precedentes, convocamos a los
trabajadores, estudiantes, jubilados, artistas, intelectuales honestos y al pueblo
todo a participar de un Acto Antiimperialista de Solidaridad con el pueblo haitiano.
Nos convocamos para el próximo Viernes 29 de Enero a las 18:30 horas en Plaza
Libertad, “La solidaridad es la ternura de los Pueblos”.
Fuera Las Tropas Uruguayas de Haití!!
Fuera Yanquis de America Latina!!
Solidaridad Si! Ocupación No!
Por un Haití Libre y Socialista!
Por la Unidad de la lucha antiimperialista de América Latina
Viva el Internacionalismo Proletario!!
Coordinador Nacional – Asamblea Popular

No hay comentarios:

Publicar un comentario